BUND CAKE DE CHOCOLATE (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)


Mi "autoregalo" de reyes llegó esta semana, que anda que no le ha costado. Adivináis que era? Igual la forma de este bizcocho os da alguna pista jeje. Pues sí!! era un molde para hacer bund cakes es que los veo y me parecen chulisimos, me encantan esas formas tan enrevesadas, hasta pena da comérselos así que me entró un poquito de pelusilla y me tuve que comprar uno y por supuesto había que estrenarlo sí o sí y claro buscando ideas una de mis miniflaneras (la que es adicta al chocolate como su mami) me sugirió/rogó/imploró que fuera de chocolate.

Y ahí me puse yo a buscar recetas por la red de un bundcake de chocolate estupendo para tunear y en tartassingluten encontré esta que me pareció perfecta.

Como he tenido una semana un poco estresante y sin demasiado tiempo libre, no me apetecía andar pesando y haciendo cálculos así que utilicé un preparado comercial sin gluten para repostería, pero podéis cambiarlo por vuestro preparado habitual o sino, en el blog de tartassingluten nos dicen que se puede usar 230 gr. de harina de arroz y 100 gr. de almidón de maíz.

Para mi versión utilicé 300 gr. de preparado sin gluten para repostería, 80 gr. de cacao en polvo, 4 huevos talla M, 30 gr. de aceite de coco fundido, 15 gr. de levadura, 1 cda. de extracto de vainilla, 20 ml. de sirope de agave, 1 cdita. de sal, un yogur vegetal de chocolate y 250 ml. de buttermilk (la hice con 250 ml. de leche de arroz y unas gotitas de zumo de limón, removemos y esperamos unos minutos hasta que se corte la leche).

Lo primero es precalentar el horno a 170º mientras vamos preparando la masa.

Tamizamos la harina sin gluten junto con la levadura, el cacao y la sal y lo echamos en un bol. Agregamos el aceite de coco (lo podemos derretir en el microondas, pero sin pasarnos, que no esté caliente), el sirope de agave y el extracto de vainilla.

Removemos un poco con una varilla manual o una espátula para que la harina se humedezca un poco con el aceite de coco y agregamos uno de los huevos. Cuando ya esté integrado en la masa agregamos el otro y repetimos el proceso con los otros dos.

Por último vertemos la buttermilk y yo aquí si que ya utilicé una batidora de varillas eléctrica para meterle un poco de caña.

Batí la masa durante 5 minutos a velocidad media hasta que conseguí una masa bastante líquida y sin grumos.

Después vertí la masa en el molde (como es de silicona ni me molesté en engrasarlo pero obviamente si es de otro material deberéis engrasarlo y enharinarlo previamente para evitar que se os pegue).

Metemos al horno a 170º durante 45 minutos.

Dejamos enfriar por completo sobre una rejilla antes de desmoldar.

No he seguido el proceso de la receta original al pie de la letra pero a pesar de eso el resultado ha sido un bizcocho esponjoso y delicioso del que sólo dejaron las migas.

Lo podéis comer así directamente, con un glaseado de chocolate como la receta original o hacer lo que hice yo en plan vaga pero que estaba de muerte y es echarle un yogur vegetal de chocolate por encima.

On egin.

Comentarios

Entradas populares de este blog

TORTITAS DE ZANAHORIA (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)

FLAN DE COCO (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)

PAN DE MOLDE CON FERMENTACIÓN EN FRÍO (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)

HELADOS DE CHOCOLATE CON AVELLANAS (sin gluten, sin leche, sin azúcar añadido y sin huevo)

YORKSHIRE PUDDINGS (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)

PAN EN SARTÉN (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)

PAN DE LIMÓN (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)

QUESO PARA UNTAR VEGANO (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)