BROWNIE DE LIMÓN (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)


Buenos días flaner@s!! antes de nada os debo una explicación. Os he tenido abandonad@s dos semanitas, pero está claro que cuando algo está por salir mal, sale mal, los astros se alinean y la ley de Murphy se cumple a rajatabla, así que si por si estar enferma no fuera suficiente mi ordenador decidió que quería tomarse unas vacaciones, así, sin previo aviso :-( por lo que he estado desconectada de las redes sociales, y del blog y de la cocina, porque seamos sincer@s con 39 de fiebre, a mí lo que menos me apetece es ponerme a cocinar así que como aún estoy convaleciente de mi maravilloso gripazo hoy de nuevo tiraré de mis recetas de reserva para enseñaros a hacer este delicioso brownie de limón que mister flanero se zampó prácticamente entero (bueno, dejó alguna migaja para que pudiéramos probarlo, que amable jajaja).

La receta original de este brownie la vi en el blog de megasilvita os recomiendo que lo visitéis porque aparte de ser una tía super simpática, tiene unas recetas para morirse de buenas y además hace unas fotos chulisimas de sus recetas. Obviamente hice las pertinentes adaptaciones para que pudiera ser apto para nosotr@s.

Os cuento los ingredientes que usé: 65 gr. de harina de arroz, 35 gr. de almidón de maíz, 100 gr. margarina, 3 huevos talla M, 3 cdas. de ralladura de limón, 2 cdas. de zumo de limón, 5 ml. de sirope de agave y una pizquita de sal y 1 yogur de soja natural.

Lo primero de todo es precalentar el horno a 180º y tener preparado un molde pequeño forrado con papel vegetal.

Con esta cantidad de masa nos va a salir un brownie pequeño.

Vamos a rallar ahora la piel de los limones y a exprimirlos. Reservamos tanto la ralladura como el zumo de limón.

En un bol vamos a mezclar la harina, el almidón, el sirope de agave, la sal y la margarina que tendrá que estar a temperatura ambiente, para que se integre mejor con el resto de ingredientes.

Aparte, en otro recipiente, mezclamos los huevos (que también tienen que estar a temperatura ambiente), con dos cucharadas de ralladura de limón y las dos de zumo de limón. Lo batimos con un batidor de mano hasta que quede todo integrado.

Ahora vertemos los huevos sobre el bol donde tenemos la harina y batimos hasta conseguir una mezcla que nos va a quedar como una especie de mayonesa cortada, pero no os preocupéis que luego en el horneado esto se soluciona.

Metemos al horno unos 25 minutos a 180º. Cuando los bordes empiecen a dorarse estará listo.

Ahora lo dejamos enfriar sobre una rejilla y cuando esté completamente frío le ponemos el "glaseado".

Lo entrecomillo porque realmente no es un glaseado al uso, pero da el pego y es una opción mucho más sana y fácil que se complementa a la perfección tanto con el sabor como con la textura de este brownie.

Es tan simple como coger un yogur de soja natural, endulzarlo con sirope de agave al gusto y agregarle una cucharada de ralladura de limón.

El yogur al principio es bastante líquido, pero luego va espesando y queda una textura mucho más cremosa.

Si preferís una capa más espesa de este "glaseado", tenéis la opción de quitarle el suero al yogur de soja como ya os expliqué en la receta del queso en crema pero eso sí, añadirle el edulcorante o lo que vayáis a utilizar para endulzarlo después de haber quitado el suero al yogur.

On egin.

Comentarios