GALLETAS SALADAS CON AOVE (sin gluten, sin leche, sin azúcar añadido y sin huevo)


Cada vez que veo a Mrflanero y a las miniflaneras comiendo galletitas saladas me dan mucha envidia, vale que no es el aperitivo más sano del mundo pero de vez en cuando "roban" de casa de la abuela un bote y se lo zampan tan campantes delante mío relamiéndose y chupándose los dedos y es que a mí se me cae la baba porque reconozco que esas galletitas saladas me gustaban...y mucho así que para que dejaran de fastidiarme decidí hacerme las mías, por supuesto sin gluten y mucho más sanas (sobra deciros que también se comieron éstas verdad??).

Tenía ya echada el ojo a una receta que ví en la web de oliofino y como aún tenía por ahí olvidada un poco de harina Proceli decidí aprovecharla.

Quedaron unas galletas crujientes y muy ricas de sabor aunque tengo que mejorar la forma porque pretendía que fueran redondas, pero ejem, va a ser que no mucho.

Como os decía utilicé el mix panificable de Proceli 2 tazas, 1 cdita. de polvo de hornear, 3/4  de taza de agua, 3 cdas. de AOVE* y un poco más para ponerles por encima, hierbas aromáticas al gusto, 1/2 cdita. de sirope de agave y 1 cdita. de sal y un poco más para espolvorear por encima.

En un bol mezclamos la harina sin gluten, el polvo de hornear y las hierbas aromáticas que hayamos elegido. Hacemos un hueco en medio y echamos el sirope de agave para ayudar a que tengan un color doradito, el AOVE y un poco de agua.

Con las manos, no a máquina, vamos integrando la harina con el agua y el aceite. Cuando veamos que necesitamos más agua la echamos y seguimos amasando.

Nos tiene que quedar una masa un poco húmeda pero que no se pegue en las manos. Cuando tenga esa textura hacemos una bola, la envolvemos en papel transparente y dejamos reposar media hora a temperatura ambiente.

Pasado el tiempo, precalentamos el horno a 200º y ponemos un papel vegetal en una bandeja de horno.

Mientras el horno se calienta vamos a ir cogiendo pedacitos de masa del mismo tamaño y haciendo bolitas.

Ponemos las bolitas de masa en la bandeja de horno un poco separadas entre sí para que no se nos peguen (aunque no crecen mucho) y las aplastamos para que tengan forma de galleta.

Untamos cada galletita con una brocha con AOVE y echamos sobre cada una unos granos de sal.

Metemos al horno a 200º hasta que estén doradas. Si las hacéis finitas os bastará con unos 8 minutos de horno, si son más gorditas como las mías unos 13 minutos. Cuando estén doradas ya estarán listas.

Estas galletitas tienen que salir un poquito duras del horno, para que tengan esa textura crujiente, no como las galletas dulces que solemos hacer, que siempre os digo que tienen que salir del horno blanditas.

Dejamos enfriar sobre una rejilla y guardamos en un recipiente hermético. Aguantan una semana. Bueno en mi casa no llegan a la semana a no ser que las esconda jaja.

* AOVE: Aceite de Oliva Virgen Extra

On egin.

Comentarios

Entradas populares de este blog

TORTITAS DE ZANAHORIA (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)

FLAN DE COCO (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)

PAN DE MOLDE CON FERMENTACIÓN EN FRÍO (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)

HELADOS DE CHOCOLATE CON AVELLANAS (sin gluten, sin leche, sin azúcar añadido y sin huevo)

YORKSHIRE PUDDINGS (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)

PAN EN SARTÉN (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)

PAN DE LIMÓN (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)

QUESO PARA UNTAR VEGANO (sin gluten, sin leche y sin azúcar añadido)